Yogui Bhajan, el maestro en kundalini yoga, explico que existen 22 formas básicas de yoga, cada una de las cuales expresa una faceta de todo lo que el yoga representa. Podría decirse que cada forma de yoga es la punta de un diamante. El diamante entero  podría ser kundalini yoga.

 

El kundalini yoga es, por tanto, una de las formas de yoga más amplia, ya que sus enseñanzas abarcan todos los aspectos que definen el yoga. Contiene 8,4 millones de kriyas (series o secuencias completas), formadas por asanas (posturas), pranayamas (ejercicios de respiración), mantras (cantos), mudras (gestos de las manos), bandhas (cerraduras corporales) y meditaciones.

 

Las kriyas consisten en una combinación de posturas dinámicas y estáticas que proporcionan al instrumento que es el cuerpo una sintonía perfecta de energía, tonos y sentimientos. En las antiguas escrituras se dice que el kundalini yoga es la manera más rápida que tiene un individuo de provocar la transformación que está buscando.

 

En tiempos antiguos se solía enseñar y transmitir a través de la línea sucesoria de la realeza. Sin embargo, aquellos maestros en kundalini yoga no eran necesariamente los encargados de enseñar sus conocimientos. Se cree más bien que los que transmitían las enseñanzas formaban parte de una auténtica familia Raj (reyes de yoguis). Para la enseñanza utilizaban la meditación y los estados alterados de conciencia, una práctica que se reservaba a la realeza.

 

Existe mucha confusión en torno a la energía kundalini y el kundalini yoga. Para algunos expertos, se trata del método más eficaz y poderoso para modificar la conciencia, mientras que otros alertan contra su práctica lo rodean de secretismo. Ahora bien, ¿por qué se ha de sentir temor ante algo tan importante para la conciencia? Hay personas a las que les preocupa activar la energía kundalini, pero hay que saber que Yogui Bhajan ha disipado cualquier equívoco o mito que pueda subsistir sobre el kundalini yoga.

 

El kundalini yoga también se conoce como el «yoga de la conciencia». La toma de conciencia lleva a la comprensión y ésta da paso a la aceptación. Cuando uno se acepta a sí mismo, los límites se desvanecen. Desaparecen todos los miedos, las inseguridades y las infravaloraciones. En su lugar nacen la abundancia, la esperanza y la sabiduría de la propia y auténtica estima. El kundalini yoga es mucho más que una serie de ejercicios físicos.

yoga aluche © 2012 - 639568038 - Madrid - info@yoga-aluche.es

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now